Buena sensación en la ida

 
Si bien el marcador no llegó a abrirse, los albos dejaron una buena imagen en el estadio Jorge Suárez Landaverde, de donde regresaron con un empate 0-0.
 
Isidro Metapán no solo no llegó con claridad a la meta defendida por Óscar Arroyo, sino que además, fue anulado por el cuadro blanco, que hizo gala de los toques cortos para devorar terreno y llevar peligro a la meta local.
 
Es de recalcar que los elefantes llegaron en busca de la victoria, y lo demostraron desde el primer minuto, cuando se fueron sobre el terreno local para intentar abrir el marcador.
 
Metapán no pudo hacer más que replegarse y recurrir a los pelotazos para alejar el peligo de su meta, mientras que a la ofensiva, los tiros de larga distancia fueron su mejor opción ante la imposibilidad de sobrepasar a una zaga bien plantada.
 
En el complemento, Jorge Rodríguez mostró la vocación ofensiva del equipo y a los 58′ minutos envió a Herbert Sosa por Alexander Larín, quien hasta ese momento había sido víctima de mucha falta fuerte.
 
Esto permitió que el cuadro blanco continuara su dominio, el cual se incrementó con la llegada de Juan Carlos Portillo.  Las llegadas por las bandas se incrementaron y Metapán se quedó a la espera de los contra ataques y a buscar un error en la zaga blanca.
 
La pertinaz lluvia que cayó sobre el estadio Jorge Suárez volvió la cancha pesada y el juego un poco lento, y sobre todo hizo que ambos equipos cayeran en impresiones, por lo que los albos se dedicaron a manejar los tiempos de juego.
 
El empate favorece a los elefantes, sin embargo, el equipo buscará solventar la serie con una victoria el domingo en el estadio Cuscatlán.

Dejar comentario